Connect with us

Hola, ¿Qué estas buscando?

Arquitectura

Islas artificiales de todo el mundo

Más del 70% del planeta está cubierto de agua, sean océanos, mares lagos, o ríos. A veces, el ser humano parece no tener suficiente tierra firme sobre la que asentarse, así que crea la suya propia. La historia de estos terrenos robados al mar es larga. A continuación os ofrecemos cerca de 40 ejemplos del ansia del hombre por dominar el agua mediante sus propias islas.

Un crannog. Siglo XVIII

Los Crannog eran pequeñas islas circulares artificiales usadas como vivienda en Escocia e Irlanda desde el neolítico.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: Caroline


Durrat Al Bahrain, Baréin

La foto está tomada desde la Estación Espacial Internacional. Dispuestas al sur de la isla de Baréin, en el Golfo Pérsico, se trata de un complejo residencial de lujo formado por 14 islas artificiales.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: NASA


Islas Amwaj, Baréin

Es un grupo de islas artificiales creado al norte de Baréin. sus 2.790.000 metros cuadrados incluyen hoteles y centros comerciales de lujo.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: Wikimedia Commons


Île Notre-Dame, Montreal. 1965

Localizada en el río Saint Lawrence, se ideó para conmemorar el centenario de la ciudad y para celebrar la exposición de 1967. Se creó en diez meses a partir de roca extraída de las obras del metro de Montreal.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: Archives of the City of Montreal


Ontario Place, Toronto, 1971

Está en el Lago Ontario. El complejo de tres islas incluye el anfiteatro Molson y una cúpula geodésica entre otras atracciones.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: John Steadman


Aeropuerto Internacional de Hong Kong

El principal aeropuerto de la ciudad está en la isla artificial de Chek Lap Kok. Se inauguró en 1998, y actualmente es el aeropuerto de carga más transitado del mundo, y uno de los más populosos en número de pasajeros.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: JWylkie Chan/Wikimedia Commons


Centro de convenciones y exposiciones de Hong Kong

Se construyó entre 1994 y 1997 sobre una isla artificial.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: Sammy Fung


Aeropuerto Internacional de Macao

Está situado al este de la isla de Taipa. Se inauguró en 1995.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: M Radzi Desa/Wikimedia Commons


Donauinsel (Isla del Danubio), Viena. Austria

Es una larga isla artificial de 221 kilómetros de longitud, pero apenas entre 70 y 210 metros de anchura. Separa el río Danubio del Nuevo Danubio, un canal que discurre paralelo a él.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: flightlog


Peberholm (Isla Pimienta)

Fue creada como parte del puente Øresund que conecta Dinamarca con Suecia.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: Wikimedia Commons


Trekroner Søfort, Copenhague. Dinamarca

Su nombre significa, literalmente, ‘Fortaleza del mar de las tres coronas‘. Es una de las tres islas artificiales con fortínes construidas para defender el puerto de Copenhague.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: Larry Myhre


Île aux Cygnes, París. Francia

Es una pequeña isla artificial que se erigió en el río Sena en 1827 para proteger el puerto de Grenelle.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: Damien Roué


MOSE (MOdulo Sperimentale Elettromeccanico, Experimental Electromechanical Module)

Se trata de una isla que forma parte de un proyecto de esclusa para proteger la ciudad de Venecia evitando que la laguna veneciana se inunde demasiado.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: Chris 73/Wikimedia Commons


IJburg, Amsterdam

Este conjunto de islas artificiales forma parte de todo un barrio residencial en Amsterdam.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: Debot/Wikimedia Commons


Neeltje Jans, Zelanda. Países Bajos

A medio camino entre Noord-Beveland y Schouwen-Duiveland, en el estuario de Oosterschelde, esta isla se construyó para facilitar la construcción de la barrera anti-tormentas que protege la costa de Países Bajos del mar.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: Bryan Tong Minh/Wikimedia Commons


Whale Island, Hampshire. Inglaterra

Esta pequeña isla cercana al puerto de Portsmouth es el hogar de la comandancia de marina de la Real Armada inglesa.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: LA(PHOT) Paul A’Barrow/Royal Navy/MOD


Principado de Sealand

Una vieja plataforma militar conocida como HM Fort Roughs acoge a esta micronación situada en el Mar del Norte, a 13 kilómetros de Suffolk, Inglaterra.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: Ryan Lackey


Aeropuerto Internacional Chūbu, Japón

Este aeropuerto es el segundo de Japón construido en una isla artificial.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: Kyodo News/AP


Dejima, Nagasaki. 1634

Los historiadores tienen constancia de esta pequeña isla que los comerciantes locales levantaron para facilitar la llegada a los barcos. Con el paso del tiempo, la isla se integró con el resto de la ciudad.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: PHGCOM/Wikimedia Commons


Tokyo Disneyland, Japón

El parque temático de Disnay en Japón se asienta sobre una isla artificial de 465.000 metros cuadrados en Chiba, cerca de Tokyo.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: Google Maps


Thilafushi, Islas Maldivas

Esta isla se creó para albergar una planta de reciclaje de residuos solidos urbanos. Está entre las islas Giraavaru y Gulhifalhu.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: Fizan/Wikimedia Commons


Gospa od Škrpjela, Montenegro

Su nombre significa: ‘Nuestra señora de las rocas’. Esta pequeña isla artificial se creó hundiendo marcos cargados con piedras en el mismo punto de la bahía de Montenegro., en el Siglo XV.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: Mark Turner


Islas de los Uros

Los Uros son el pueblo responsable de la construcción de más de cuarenta islas flotantes hechas solo con fibras naturales en el lago Titicaca, entre Perú y Bolivia.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: Joe Marx


Pearl-Qatar (TPQ), Doha. Qatar

Con más de cuatro millones de kilómetros cuadrados, esta isla artificial acoge otro de los lujosos complejos residenciales de Quatar.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: m. aquila


Isla en Kamfers Dam lake, Kimberley, Sudáfrica

Esta isla artificial con forma de S se construyó expresamente para permitir a los Flamencos criar en aguas del lago Dam.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: Mark D. Anderson/Wikimedia Commons


Burj Al Arab, Emiratos Árabes

Este lujoso hotel de siete estrellas a pie de playa se asienta también sobre una isla artificial.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: David Cannon/Getty Images


Palm Islands, Dubai

Se trata de dos islas artificiales de forma caprichosa que albergan residencias de lujo, hoteles, tiendas y más de 520 kilómetros de playas privadas.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: Ministry of Defence, ho/AP


World Islands, Dubai

A la derecha de Palm Islands puede verse otro de los caprichos de Dubai, un archipiélago de islas de arena que tiene la forma aproximada de los continentes del planeta.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: NASA/AP


Balboa Island, Newport Beach, California

Formada por tres islas artificiales unidas, Balboa Island es una de las comunidades con mayor densidad de población de Orange County. En su apenas medio kilómetro cuadrado viven 3.000 habitantes, una densidad de población mayor que la de la propia San Francisco.

La larga obsesión del ser humano por crear islas artificiales

Foto: D Ramey Logan/Wikimedia Commons


Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Advertisement

Libro recomendado para programadores que quieren emprender o desarrollar una idea.