Connect with us

Hola, ¿Qué estas buscando?

INTERNET

¿Qué es el marketing social y cómo implantarlo en mi empresa? 6 claves de la importancia de las redes

¿Qué es el marketing social y cómo implantarlo en mi empresa? 6 claves de la importancia de las redes

El marketing social se ha vuelto un elemento básico para las empresas en estos tiempos de reinado de los procesos digitales. Cada vez son más las marcas que se decantan por este tipo de técnicas para lograr crecer en el mercado.

En este artículo veremos qué es el marketing social, cuál es su relación con las redes sociales y por qué ambos constituyen dos elementos básicos para hacer que una marca obtenga visibilidad y notoriedad en el paradigma comunicativo actual.

Las RRSS y el marketing social, elementos básicos para cualquier empresa

Si hay un elemento que se ha hecho destacar en estos últimos años, momento del auge de internet y la digitalización, son las redes sociales. Estas se han erigido como una herramienta absolutamente básica para cualquier marca que pretenda crecer y destacar en el salvaje entorno digital que domina en la actualidad.

El marketing social comprende todas las herramientas relativas al marketing genérico, aunque dirigidas únicamente a la consecución de los objetivos marcados en material social. En definitiva, aquellas acciones que se plantean para dar a conocer o mejorar la comercialización de un producto o servicio pasan a centrarse en convencer a las audiencias de una marca para solucionar los problemas que estén afectando al conjunto de la sociedad, como podría ser el medioambiente, la educación, la salud… y otras temáticas de carácter social.

“El marketing social es la aplicación de las técnicas de marketing comercial para el análisis, planteamiento, ejecución y evaluación de programas sociales”

Alan Andreasen, investigador estadounidense

Para lograr sus objetivos de concienciación y visibilización de ciertas problemáticas el marketing social cuenta como herramienta básica los perfiles de las redes sociales, a través de los cuales las marcas pueden mostrar su visión ante distintas situaciones presentes en la sociedad.

Lo cierto es que el proceso de digitalización reinante en los tiempos que corren ha facilitado la vida a las marcas que quieran apostar por el marketing social. Las enormes posibilidades comunicativas actuales, aunadas a la facilidad de crear perfiles en las diversas redes sociales existentes, hacen que un elemento tan importante como este sea además algo realmente sencillo de llevar a cabo.

Empresas como McDonald’s ( mediante la campaña ‘Big Mac, Big Heart’ la empresa de comida rápida donaba parte de su recaudación a una asociación contra el cáncer infantil) o Ikea (‘Arrimar el Hombro’ busca reducir la desigualdad social) han sabido ver el potencial de esta técnica para colocarse como algunas de las marca más valoradas por el público general, gracias en buena parte a sus campañas de marketing social.

6 claves de la importancia de las redes sociales en una marca

A continuación dibujaremos y explicaremos la importancia capital que reside en las RRSS para cualquier marca en 6 claves básicas:

  • Más visibilidad. La enorme mayoría de las personas realiza búsquedas en las redes sociales para conocer más sobre los servicios o características propias de una marca o producto en concreto. Las redes conforman una excelente puerta de entrada a tu empresa en la que tú mismo puedes decidir qué verán esos clientes potenciales al acceder a tus perfiles.
  • Conexión. Las RRSS suponen un gran escaparate en el que poder mostrar al público los valores y la misión de una marca, de forma que las audiencias puedan verse atraídas por esa identidad. Esas personas que sientan una fuerte conexión con los valores o la forma de trabajar de una empresa se prestará rápidamente a convertirse en un seguidor de sus redes sociales.
  • Mayor capacidad de análisis. El hecho de que las redes sean un producto totalmente digital facilita enormemente la monitorización de los datos, datos que se pueden analizar para obtener información del comportamiento del público, sus intereses, las virtudes y debilidades propias y de las empresas de la competencia, etc.
  • Mejora la comunicación con tus clientes. Como es lógico, la posibilidad de mantener contacto directo y de responder a los clientes en tiempo real mejorar sustancialmente la imagen que estos tienen de nosotros y su confianza por la marca.
  • Identidad mediante la creación de contenido. No todo son promociones. Se debe encontrar el equilibrio entre la publicación de ofertas y la de contenido propio que aporte valor a la marca para así generar esa relación que va más allá de lo mercantil.
  • Retorno de la inversión. Pese a que las RRSS son gratuitas, una fuerte inversión en los servicios publicitarios de las mismas, así como en herramientas de análisis de datos y la capacidad de las mismas de ‘afinar’ el target al que nos dirigimos, harán que el retorno de la inversión sea casi siempre una realidad.

¿Cómo implementar el marketing social en tu negocio?

Como ya se ha comentado, una buena estrategia de marketing social puede aumentar exponencialmente la visibilidad y el valor intangible de una marca en particular. Eso sí, hay que recordar que el hecho de tratar temas tan sensibles como puede ser una injusticia social hará que cualquier error de cálculo genere unos resultados desastrosos y una pérdida de la confianza por parte de los públicos.

Es por ello que resulta conveniente dibujar una especie de guía que nos ayude a que nuestra campaña sea un éxito y logre los resultados esperados:

1. Selecciona una causa

El primer paso siempre debería ser tener claro cuál es la causa social que se va a defender. Decidirlo no debe ser un proceso apresurado, sino que debe mantener un alto grado de consenso con aquellos valores organizacionales que tenga la marca. Así, se creará una coherencia con la propia identidad de la empresa que aporte credibilidad a la campaña, al tiempo de afianzar y profundizar más en la cultura propia, generando más valor.

También debe existir cierta verosimilitud en los objetivos. Esto es, que realmente la marca tenga posibilidades de generar un efecto positivo en la problemática social que se quiere mejorar.

2. Define tus acciones

Una vez elegida la causa sobre la que se centrarán las acciones, es mucho más definirlas en base a ella.

Siguiendo con el anterior punto, también se debe reflexionar sobre qué acciones concretas pueden de verdad ayudar a aquella parte de la sociedad que se vea afectada por el problema en cuestión. Estas acciones deben tener cierta relación con la actividad habitual del negocio para poder así también destacar en aquella área en la que se especialice y en su nicho de mercado.

3. Haz partícipe a tu público

Como en todo proceso social, el apoyo y la participación de los públicos resulta en un elemento absolutamente fundamental para lograr tener éxito.

Hay que idear estrategias que llamen mucho la atención, para lo que es conveniente valerse del propio sentimiento primigenio de la campaña de marketing social. Cabe recordar que abusar de la exposición del problema puede ser contraproducente, ya que se puede transmitir una sensación de sensacionalismo y de aprovechamiento que genere desagrado en los clientes.

El público debe sentir que las intenciones son honestas y comprender la necesidad de hacer algo al respecto, gracias a lo cual se involucrarán en gran medida para apoyar a la marca. Si tu audiencia entiende el valor de las acciones que estás llevando a cabo, se sumará a ellas y las promocionará.

4. Invierte en campañas

La audiencia debe entender la gravedad del problema y ser consciente de la necesidad de hacer algo al respecto, para lo que es necesario invertir en promocionar nuestra campaña de marketing social. Y de nuevo las RRSS se vuelven un aliado inestimable para llevarlo a cabo.

Esto va de la mano con el anterior paso. Cuanta más gente hagamos conocedora de las acciones que estamos llevando a cabo, más cantidad de público se unirá a la causa que lideramos.

El marketing social puede servir de megáfono para car voz a muchas personas.
‘El marketing social puede servir de megáfono para car voz a muchas personas’

La promoción tendrá también un efecto realmente positivo en lo que a conocimiento de marca se refiere. Aunque se cuente con un target ya muy comprometido, una causa realmente justa hará que buena parte de la gente que se entere de la campaña se identifique con los valores promulgados por la marca y se interese por ella.

Todo esto hace que el retorno de la inversión realizada en marketing social sea un hecho casi asegurado si se hace llegar la campaña al mayor número de personas posibles, independientemente de que sean clientes o no.

5. Consigue colaboradores

Este apartado, pese a no ser uno de los más obvios, resulta uno de los más efectivos a la hora de lograr los objetivos marcados al inicio del proceso.

Se debe intentar, siempre que sea posible, buscar figuras de apoyo que sustenten la iniciativa y le aporten mayor visibilidad, credibilidad y engagement. Estas figuras pueden ser otras empresas y emprendedores, personas expertas en la materia en la que se centra la campaña (por ejemplo, en caso de realizar una campaña que se centre en reducir la contaminación en el mar, se podría colaborar con un biólogo marino de prestigio) o en influencers que se encuentren en sintonía con la causa a defender.

Esto permitirá que la campaña realizada logre cumplir de forma más rápida sus objetivos, además de acrecentar los beneficios generados para la problemática que se quería paliar, al involucrar a más gente para la causa, lo que aumenta las probabilidades de que esta note un cambio tras nuestra campaña, que es realmente el objetivo.

Aunque sea perfectamente posible, no resulta del todo conveniente hacer partícipes a empresas que puedan desviar la atención de donde la queremos centrar, que es en nuestra propia marca y en sus valores organizacionales.

Walterman

Con todo lo mencionado previamente queda más que demostrado la tremenda relevancia que están tomando el carácter social para el devenir de una empresa.

Desde unas redes sociales constantemente actualizadas, hasta una relación rápida y fluida con los clientes, pasando por una buena estrategia de marketing social… Todo ello puede hacer que tu empresa destaque por encima del resto en un entorno tan salvaje como lo es el digital.

Desde Walterman queremos ayudarte a que puedas aprovechar todo ese potencial que reside en las redes sociales y guiarte para poder implantar estrategias de marketing social que hagan crecer la visibilidad y la notoriedad de tu marca. Estás a un solo paso de expandir tu negocio, ¿a qué esperas?

joizco

Advertisement

Libro recomendado para programadores que quieren emprender o desarrollar una idea.


Advertisement